lunes, 29 de octubre de 2012

Yo no voté por Petro, ni por su Bogotá humana ¿Y usted?

eluniversal.com.co
¿En serio nos quejamos de Gustavo Petro? ¿Con qué derecho? Y no lo digo porque no tengamos motivos para hacerlo, todo lo contrario, considero que razones para lamentarnos por tener a este personaje en la alcaldía nos sobran, sino porque no podemos llenarnos de demagogías cuando ni siquiera salimos a votar, es que POR FAVOR no podemos olvidar que en una ciudad de casi 9 millones de habitantes, este señor fue elegido con 700 mil votos, ni siquiera llegó al millón.

Por favor reflexionemos, quizás este no sea el mejor ejemplo de democracia, pero es la que tenemos, algo podremos ir cambiando en ella, debe existir la manera, pero no creo que la forma idónea sea quedándome en casa criticando sin aportar nada.

Hoy no me pueden decir que han visto una Bogotá más humana, porque al menos yo en las calles no la observo, el sistema de Transmilenio cada vez es peor, la inseguridad NO es percepción, es realidad y sin hablar del desempleo. Precisamente en una columna que leí el domingo anterior de María Isabel Rueda en el periódico El Tiempo, en el que se afirma que hay algunas contrataciones que Petro ha hecho, las cuales son bastante sospechosas. 

Particularmente, no me interesa si gobierna por Twitter o no, desde que lo haga bien, pero en definitiva vamos de mal en peor, el desempleo crece, las losas de Transmilenio están cada vez peores y repetiré como lo hice aquella vez en mi cuenta personal de Twitter: "YO NO VOTÉ POR PETRO".

La recolección de basuras, el poco apoyo con el que cuenta en sus mismos colaboradores y ese deseo de siempre intervenir en el gobierno nacional, son situaciones que siempre lo ponen en el ojo del huracán y aunque este personaje no es santo de mi devoción espero que por el bien de Bogotá, su trabajo sea real, honesto y beneficie al menos a los que salieron a votar por él.

Por lo menos esos 700 mil se tomaron el trabajo de salir a expresar su opinión y sigo afirmando que quizás en las elecciones mi voto no defina un presidente, alcalde o congresista, pero al menos creo que aquellas mujeres que se hicieron matar para que les permitieran participar en la sociedad política de este país no debieron haber muerto en vano, por eso siempre salgo a votar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario