lunes, 27 de junio de 2016

¡Por favor quédate Messi! Perdón desde Colombia

Perdí la cuenta de las veces que he llorado con las declaraciones de Messi, las fotos en Redes Sociales de gente expresándole su apoyo y por último el vídeo de un niño pidiéndole que no se vaya me ha hecho sentirme muy sensible y hasta impotente.

Amo el fútbol demasiado, desde que tengo uso de razón, he llorado, sonreído y me he puesto muy brava cuando el resultado no es el que yo quiero, es simple, para mí no existe un deporte que genere tanta pasión, pero desde ayer he pensado que puede sacar lo peor en una persona, yo no logro entender cómo en Argentina no pueden ver lo que España si vio, es más lo que yo veo cada vez que lo veo jugar.

Imagen vía FB
Un mundial de fútbol no será nada sin Messi, así de simple, no puedo creer que gane la prensa, los fanáticos o los estúpidos que se creen con derecho de opinar con tanto odio sin siquiera haber tocado un balón en su vida, que son tan vacíos que no pueden recurrir a otra cosa que acabar con un muchacho que se ha hecho "matar" por un país que no le ha dado nada nunca.

Hoy leí a muchos llamándole "berrinchudo", "pateletudo" o lo que me saco de quicio aún más, "débil", ¿en serio? y lo que me parece aún más patético comparando su situación con renuncias a trabajos comunes, por Dios Santo.... La presión que viven en sus trabajos no es NADA, léase bien, NADA, comparado a lo que viven los jugadores de fútbol, son ellos quienes soportan las frustraciones de la gente del común, ellos aguantan comparaciones, reflectores y que se les considere robots, porque para el fanático ellos no pueden fallar, así de simple.

Me fue inevitable recordar a fanáticos burlándose de la muerte de Andrés Escobar, a la cantidad de veces que un "periodista" deportivo llamó a Leonel Álvarez "el paquidérmico", o cuando al gran capitán Mario Alberto Yepes le decían el vejestorio, repetían hasta el cansancio: "¿A qué va a ir a un mundial el vejestorio"? Porque aquí en Colombia el único periodista que acompañó y respetó a Yepes se llama Hernán Pelaez.

No Colombia, no eres diferente a Argentina, no mereces a Falcao, a James, Ospina y demás, porque recuerdo perfectamente leer improperios contra nuestro arquero después de la derrota con Chile, yo en verdad intento creer que esta sociedad tiene arreglo, pero al parecer no.

Imagen vía FB
Retomando el caso de Messi, no creí jamás que llegaría el día en que se cansaría y con él Mascherano y el Kun, no pensé que vería esto, llámenme exagerada pero me duele el alma, en serio. Me encantaría que Messi pudiera leer esto, pues no soy argentina, solo soy una colombiana que ama el fútbol y a él como ningún otro jugador en el mundo entero.

Este es mi mensaje para Messi: Messi por favor vuelve a la selección argentina, el mundial no vale la pena sin ti, el fútbol te necesita, sé que Argentina no te merece, te fallaron pero te extrañaremos, por favor no puede ganar la prensa y la estupidez de los fanáticos.

Y no sé si es posible, lo desconozco, pero me encantaría que la selección española se lo llevara, pero por culpa de los argentinos no podemos pagar los que lo amamos. 

Messi siempre serás grande, el mejor de este mundo, disculpa a esta sociedad que pretende ahogar sus frustraciones y miedos en ti, perdona a Argentina por exigirte cuando no te han dado nada. 

Mientras todos se burlaban de una enfermedad que ignoran, mientras tú seguías luchando por darle una alegría a un país que te desconoce. Por favor, perdónalos.

Quédate por los que amamos el fútbol, por los que nos llenas de alegría cada vez que estás con un balón.